¿Cómo Vamos en Educación en el Sur del Valle de Aburrá?

Educación 2

El Programa Aburrá Sur Cómo Vamos, en alianza con la Corporación Empresarial ProSUR realizó el pasado 21 de junio, un Comité Técnico de Educación en el cual participaron delegados de diferentes Instituciones de Educación Superior corporadas a ProSUR y otras organizaciones socias y aliadas del Programa Aburrá Sur Cómo Vamos.

Entre los principales participantes estuvieron representantes de la Universidad EIA, CEIPA, Corporación Universitaria Lasallista, Uniminuto y Universidad San Buenaventura. También contó con la participación Proantioquia, la Cámara de Comercio Aburrá Sur y las Cajas de Compensación Familiar Comfenalco y Comfama.

Educación

Los principales temas en los que se centró la discusión fueron la cobertura educativa, en especial en el nivel escolar de la Media, la pertinencia de la educación, así como la calidad educativa.  Los análisis realizados fueron enfocados en reflexionar acerca de cómo van los municipios del Sur del Valle de Aburrá en este aspecto.

Las principales reflexiones de los expertos en materia de cobertura educativa, fueron en primer lugar que, las cifras reportadas en cobertura bruta y neta por las diferentes Secretarias de Educación de los cinco municipios no reflejan la verdadera situación de cobertura, ya que en el Sur de Valle de Aburrá existe un elemento particular que tiene que ver con la movilidad estudiantil, es decir, que muchos niños, niñas y jóvenes no estudian en las instituciones educativas de los municipios donde residen y este factor no está contemplado dentro de la cifra estadística de cobertura.

En segundo lugar, existen diferentes factores económicos, familiares y sociales que explican el comportamiento decreciente de las coberturas en los municipios, por un lado, están presente condiciones económicas que obligan a muchos jóvenes a abandonar el servicio educativo para incorporarse al mercado laboral, con el fin de ayudar al sostenimiento de sus familias; en esta misma línea, algunos estudiantes abandonan la academia porque sus familias no les pueden proporcionar el apoyo económico que necesitan. De igual manera, existen otras problemáticas que se desarrollan principalmente en el núcleo familiar y el entorno social que afectan a los jóvenes, como la drogadicción, el maltrato y la maternidad y paternidad a temprana edad.

En tercer lugar, los expertos consideran que existen ciertos problemas en el sistema educativo colombiano que está ocasionando el fenómeno de deserción en los jóvenes, uno de ellos es que los currículos educativos no son pertinentes, muchos estudiantes ya no conversan con el modelo educativo actual, ya que sienten que no atiende a sus intereses y necesidades. Por lo anterior, en algunos casos están optando por diferentes alternativas de aprendizaje así no se les otorgue una certificación.

Como cuarta reflexión del por qué los jóvenes están abandonando el sistema educativo, los expertos consideran que existe una falla en el mercado laboral que influye en este comportamiento, la denominaron desconfianza laboral, el cual es uno de los grandes fenómenos de frustración de la sociedad moderna que se presenta luego de que una persona obtiene su título de estudios superiores, y aun así no encuentra ninguna oportunidad laboral donde desarrollarse. Como consecuencia, estas personas y los que aún están cursando sus estudios se cuestionan qué sentido tiene seguir estudiando si a pesar de que se obtenga el título académico no se va a tener una garantía de introducción en el mercado laboral.

Finalmente, en el asunto de la calidad de la educación los expertos concluyeron que existe un grave problema en este aspecto, y así lo evidencia el Índice de Competitividad de Ciudades, el cual arrojó que el mayor punto crítico para la ciudad de Medellín y Área Metropolitana (incluyendo los cinco municipios del Aburrá Sur) es la calidad de la educación ubicándose en el puesto 17 entre las 23 ciudades comparadas; donde es conocido que los estudiantes en su proceso de aprendizaje no están adquiriendo las competencias básicas en lectura crítica y razonamiento lógico, evidenciándose en el bajo logro obtenido en las Pruebas Saber 9° y 11°.

Adicional a eso, los expertos consideran que el verdadero problema en la calidad de la educación se presenta por la metodología de enseñanza de los maestros, donde algunos docentes a pesar de que tienen el conocimiento no saben transmitirlo a sus estudiantes y/o despertar el interés de los mismos. De igual manera, no están incorporando pedagogías innovadoras en sus aulas de clase, algo que es de vital importancia dado que no es lo mismo dar clases a los jóvenes de hoy en día que a los de hace 10 años, teniendo en cuenta que estamos en un mundo que se mueve por la tecnología.

En definitiva, los expertos proponen hacer una reflexión profunda de cómo se está desarrollando el ejercicio educativo y que falencias presenta, para así pensar en cómo hacerlo mucho más atractivo para los jóvenes del momento actual. Asimismo, es necesario crear procesos de innovación que ayuden a mejorar la pedagogía educativa y al mismo tiempo, es indispensable pensar en el desarrollo de indicadores que ayuden a medir la calidad del docente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *